Acaba con el “no tengo nada que ponerme”

Acaba con el “no tengo nada que ponerme”

No te preocupes, que no eres la única. A todas nos pasa eso de “no tengo nada que ponerme”.

Pero tú sabes, tan bien como yo, que eso no es cierto. Hay un montón de ropa colgando de tu armario, deseando que te la pongas, y tú ahí, pasando de ella.

Hoy quiero ayudarte a hacer una reflexión sobre uno de los principales problemas de tu armario: tienes demasiadas prendas, y hay muchas que no te pones.

no tengo nada que ponerme

Vamos a analizar por qué te está pasando esto:

  • No es tu culpa, son las tiendas: ¡es tan difícil salir de compras y no picar con todas esas tentaciones que nos ponen a la vista! Es muy normal que hayas salido a buscar un pantalón negro, y hayas vuelto con una blusa roja, unos zapatos y unos vaqueros.
  • Los caprichos… ¡se pagan caros!: has ido a tu tienda favorita, simplemente a dar un paseo. Pero, de repente, ¡las sandalias más bonitas del mundo! No las necesitas, tienes ya otros modelos incluso parecidos, pero bueno, seguro que encuentras algo con qué llevarlas… ¡Error! Probablemente, esas sandalias se quedarán en tu armario tristes y solas, porque ninguna de tus prendas combina con ellas, y el dinero que habías invertido… se habrá perdido.

no tengo nada que ponerme

Foto: May Garbatella

  • No sabes lo que necesitas de verdad: no tienes (todavía) un esquema útil que te diga qué prendas debes comprarte para vestir bien siempre, así que sales de compras perdida, a la caza de prendas que te gusten, sin ir un paso más allá.
  • Tu ropa no combina: como consecuencia de las tres anteriores, tienes un montón de prendas… pero no combinan unas con otras. ¡Así es muy difícil componer looks! Como no combinan, compras otras prendas para poder llevarlas, y así, tu armario acumula cada vez más y más ropa…

¿Qué te parece? ¿Te sientes identificada con estas situaciones?

Es muy normal, pero quiero ayudarte a solucionarlo. Por eso, he creado el taller online Armario Ideal, para que consigas tener, por fin, la ropa que necesitas, las prendas adecuadas para ti y para tu vida, aprendas a combinar las que ya tienes y compres con un método que te permitirá ahorrar tiempo y dinero.

Se celebrará el 5 de octubre, a las 7 de la tarde, y guardaré unos 30 minutos para responder a todas tus dudas de armario, estilo, ropa… ¡lo que quieras!

Y si no puedes asistir ese día, ¡no te preocupes! Te enviaré la grabación para que lo veas cuando quieras.

Reserva aquí tu plaza, que además, viene con regalo: ¡un 15% de descuento en Sommes Démodé para que comiences a renovar tu ropa!

Te espero el día 5, ¡qué ganas tengo de que no vuelvas a decir aquello de “no tengo nada que ponerme”!

Un abrazo,

Sara

Cinco trucos fáciles para sacarte partido durante el verano

Cinco trucos fáciles para sacarte partido durante el verano

¡Ay, que ya está aquí el verano!Unos lo adoramos (¡yo!), y otras, lo odian un poquito, porque el cuerpo está mucho más expuesto. Por eso, quiero enseñarte cinco trucos fáciles para sacarte partido durante el verano.

Sé que en ocasiones, es difícil enfrentarse a estas fechas. Con el calor, casi te ves obligada a enseñar tus brazos, tus piernas y a quitarte capas, con lo que te sientes insegura.

Lo primero que tienes que hacer en mirarte al espejo. Pero mírate bien, ¿eh? No lo hagas sólo con los ojos de: odio mi cuerpo.

Mírate con objetividad, con optimismo, y con la clara idea de que tu cuerpo es tu templo, y hay partes preciosas que te encantan.

Una vez que las tengas localizadas, sigue estos trucos fáciles para sacarte partido durante el verano, y dime si te han resultado:

  • Súbete unos centímetros: nos cuesta porque somos unas comodonas, pero, en cuando nos subimos a unos tacones, o a unas cuñas, notamos la diferencia. Nos vemos más esbeltas y más seguras de nosotras mismas.
  • Utiliza los colores claros en tus zonas más top: Los colores claros llaman la atención, así que si lo que te encantan tus piernas, prueba a ponerte un pantalón blanco, y deja los tonos oscuros para la parte superior, o al revés. La vista se irá directa allí.

trucos fáciles para sacarte partido en verano

  • Usa prendas de rayas: las rayas estilizan, así que, ¿por qué no usarlas para verte mejor? Hay montón de pantalones de rayas en verano, no te costará encontrar un modelo que se ajuste a tu silueta y presupuesto.
  • Potencia las zonas de tu cuerpo que sí te gustan: ¿Qué te parecen tus hombros? ¿No crees que son bonitos y sexys? ¿Y tu cuello? ¿Qué piensas de tus piernas? Sea cual sea la zona que te guste, enséñala más, o ponle adornos y detalles que llamen la atención. Verás como enseguida se te olvida lo que no te gustaba tanto.

trucos fáciles para sacarte partido en verano

  • No te olvides de los accesorios: y ponlos ahí donde quieras que se vayan los ojos del que te mira: ya sea en forma de pendientes, collares, anillos, bolso… úsalos para atraer la atención, y si eres atrevida, aprovecha el verano para probar algunos modelos arriesgados.

Es así de fácil, recuerda que, en muchas ocasiones, la percepción que tienes de tu propio cuerpo es sólo tuya, y debes trabajar para cambiarla poco a poco, para quererte más.

Olvídate de esconder lo que te disgusta y preocúpate por potenciar lo que te gusta.

Ese es el verdadero trabajo que te animo a que hagas este verano, y para ello no te dejo sola, aquí me tienes para lo que necesites.

¡Un abrazo!

Sara

Dónde ir de compras por Barcelona

Dónde ir de compras por Barcelona

¿Estás pensando en viajar a Barcelona? ¿Vas a pasar unos días en la ciudad y quieres aprovechar para ver algunas tiendas? Toma nota de las mejores zonas para ir de compras por Barcelona:

  • Paseo de Gracia: si lo tuyo son el lujo y las tendencias, esta es tu calle. Todas las firmas de moda internacionales tienen un local aquí: Dolce & Gabanna, Armani, Chanel, Prada, Stella McCartney… No te cortes y atrévete a cruzar sus puertas, dentro encontrarás las últimas colecciones de tus diseñadores favoritos.

de compras por Barcelona

Las tiendas de lujo se sitúan a ambos lados del Paseo de Gracia

  • Portal del Ángel: es la calle comercial más frecuentada para ir de compras por Barcelona. La razón es que se encuentra junto a la plaza de Cataluña, y que en ella se encuentran todas las tiendas de pronto moda, y sus locales y decoración son sencillamente alucinantes.
  • Barrio Gótico: muchos artesanos eligen abrir su tienda en el Gótico de Barcelona. Es un lugar muy turístico, pero allí podrás encontrar joyas como L´Arca, Eliurpi o La Basílica Galería. ¡Imperdibles!

de compras por Barcelona

La Basílica Galería, una visita obligada en el barrio Gótico

  • El Born: los diseñadores independientes de Barcelona se instalan en este barrio joven y moderno. Puedes pasar un día entero sin salir de allí, y es una de mis rutas favoritas de compras tanto para los que viven aquí y quieren descurbrir marcas nuevas de ropa, como para los que vienen de visita. Apunta estos nombres: Selfie Store, Victoria Barrueco, La Comercial KR Store, Ivori y Como agua de mayo.  
  • El Raval: ¿buscas la mejor ropa vintage de España? La tienes en el Raval. Camina por la calle Tallers y sus adyacentes, y encontrarás prendas de calidad llegadas de todo el mundo de los años 50, 60, 70 y 80.  No dejes de visitar Flamingos Vintage Kilo, Holala o Grey Street.
  • Rambla de Cataluña: Mango, Violeta, Zara o American Vintage se distribuyen a lo largo de esta importante Rambla de Barcelona. Pero lo más interesante lo encontrarás en sus adyacentes: Roselló, Diputació, Provenza, Mallorca… acogen algunas de las tiendas de gama media-alta y multimarca que más te sorprenderán: 248 Barcelona, Llenas, Marella, Indi & Cold

de compras por Barcelona

Llenas, una de las tiendas multimarca más destacadas de la ciudad 

¿Qué te parece este recorrido? Realmente, ir de compras por Barcelona da para más de una larga jornada, así que si estás interesada en conocer un poco más a fondo la ciudad a través de sus tiendas, no dudes en consultarme.

Si estás pensando en celebrar tu cumpleaños de una forma diferente, quieres hacer una despedida de soltera elegante, o simplemente estás buscando un fin de semana divertido con tus amigas, yo me ocuparé de buscaros alojamiento, hacer las reservas en los restaurantes y discotecas que os interesen y crearé rutas personalizadas para vosotras.

¡Te espero en Barcelona!

Un abrazo,

Sara

Quiero ser tu hada madrina

Quiero ser tu hada madrina

Me encantaría que me dejaras ser tu hada madrina. Eso implica que tú serías mi Cenicienta, pero no te preocupes, el cuento ha cambiado mucho.

En esta nueva versión del clásico de los hermanos Grimm, Cenicienta no es una huérfana que vive con sus malvadas madrastras y hermanastras.

Tampoco es rescatada por un príncipe azul, y no pierde ningún zapato en su huida.

Cenicienta trabaja en una oficina de 9 a 6 de la tarde. Antes de eso, ha llevado a los niños al colegio y ha dejado la casa limpia y arreglada.

Es una mujer que realiza un trabajo muy valioso, aunque en muchas ocasiones no se lo reconocen ni su jefe ni sus compañeros. No siempre se siente realizada profesionalmente, y le gustaría comenzar un nuevo camino.

Esta nueva Cenicienta no se mira mucho en el espejo, porque tiene complejos. No le gusta mucho su cuerpo, y se tiñe el pelo en casa.

Cuando abre el armario, duda durante un buen rato sobre qué prendas elegir. No porque tenga mucha ropa, si no porque no sabe cómo combinar la que tiene, y siente que siempre va vestida igual.

Sus zapatos no son precisamente de cristal, y los tiene desgastados de correr detrás de los niños.

Tú, mi Cenicienta, necesitas un Hada Madrina. ¿Recuerdas el Bibidi Babidi Bu de la película de Disney?

Eso es justamente lo que quiero decirte a ti. En este caso, no nos harán falta ratones, pero sí usaremos mi varita mágica.

Con ella, conseguiré que vuelvas a confiar en ti misma. Vas a volver a quererte, a mirarte en el espejo y decir: me siento bien, me gusta lo que veo.

Verás tu ropa y dirás: “es justo lo que siempre he querido llevar, esta ropa expresa exactamente quién soy yo en realidad”.

Lo mejor de mi truco de magia es que no te dará como premio a un príncipe, si no tu dignidad. No te desharás de una madrastra que te hacía sufrir, si no de un pasado lleno de inseguridades.

Y, como bonus final, a las 12 de la noche no volverás a ser la mujer acomplejada que eras.

Este no es un favorcito de una noche. No voy a hacerte un rápido cambio de look que luego no sabrás reproducir en casa.

Como tu auténtica hada madrina, conseguiré que tu cambio sea permanente, y no sólo por fuera, también por dentro.

¡Y lo feliz que me hace ser hada madrina! ¡Cómo me gusta ver la sonrisa de mi Cenicienta del siglo XXI!

Y a ti, ¿te gustaría formar parte de mi cuento?

Nadie debería llorar en el probador de Zara

Nadie debería llorar en el probador de Zara

Me llegan historias de mujeres normales (¿qué es normal, de todas maneras?) que entran a Zara y salen con la moral por los suelos. Y eso no puede pasar. Porque no, nadie debería llorar en el probador de Zara.

Sales de casa, poco animada ya, porque sabes lo que te espera…

Sabes que con una talla 42, lo tienes difícil para encontrar ropa que te guste.

¿Con una talla 42? ¿En serio? Ya me parece terrible que te pase con una talla 46 o 48, y que estés súper limitada para encontrar tiendas bonitas y a buen precio, pero con una talla 42 ya es algo que no deberíamos permitir.

¿Qué es lo que nos están diciendo? ¿Qué significa para miles de mujeres que entres a una tienda de las consideradas “normales” y no encuentres pantalones más allá de la 40? Significa que al mundo de la moda no le parece aceptable que lleves una 42, es así. Su ropa no está pensada para ti.

Sí, en su web sí tienes todas las prendas hasta esa talla, pero el hecho de llegar al probador, intentar meterte en una talla 40 por el hecho de no salir de allí sin probarte nada, y acabar llorando, no tendría que pasarte, déjame decirte que no es normal.

A la última clienta a la que le ocurrió esto, la llevé a Violeta. Al contrario de lo que se piensa, no es una tienda de tallas grandes, si no una tienda de tallas normales, cortes cómodos y que se adaptan muy bien a cualquier tipo de silueta.

llorar en el probador de Zara

A la izquierda, modelo de Violeta. A la derecha, de Zara

Con todo, Violeta tampoco es perfecta, porque nos priva a las que tenemos menos de una talla 40 de vestir sus modelos, pero abre una gran gama de posibilidades en las que puedes encontrar tu estilo, verte guapa, sentir que tienes derecho a llevar prendas de tendencia y a entrar en un probador y sonreír.

Sé que es difícil, que este post no va a cambiar las costumbres de la industria de la moda, pero sí quiero que te llegue mi mensaje: estás genial, eres genial, así, con tu talla, sea cual sea, y tienes derecho a vestirte como te de la gana.

No quiero que vuelvas a pensar que alguien no te permite ser como tú quieres ser y expresar tu mensaje con la ropa que tú quieras.

Sé que es difícil, pero también sé que eres valiente, y que vas a luchar por lo que quieres.

Y si no estás segura de que vayas a ser capaz, cógete de mi mano, yo te guío en este camino y te ayudo a superar los obstáculos.

Y te pido un último favor: no vuelvas a llorar en el probador de Zara.

 

Un fuerte abrazo,

Sara