Trabajar de redactor digital: freelance VS por cuenta ajena

Como te cuento en el post sobre cómo encontrar trabajo de redactor digital, nuestra profesión es muy flexible en cuanto a cómo y dónde quieres trabajar. Esta flexibilidad no implica tan solo el lugar de residencia o el horario de trabajo, sino la forma con la que te relacionas con la empresas o las empresas para las que puedes trabajar de redactor digital.

Trabajo por cuenta propia o ajena

Antes de entrar en las ventajas y desventajas de cada uno de las formas de trabajar de redactor digital, repasamos la definición de cada una de ellas:

  • Trabajador/a por cuenta propia: persona cuyos ingresos provengan mayoritariamente de la realización de trabajos encargados como, por ejemplo, redacción de contenidos para un blog.
  • Trabajador/a por cuenta ajena: persona que es contratada bajo un contrato de trabajo por un empresario. Esto incluye la contratación por cierta cantidad de horas (media jornada, jornada completa, etc.) y se recibe una contraprestación por ello.

Autónomos: una forma muy frecuente de trabajar de redactor digital

Trabajar como freelance tiene grandes ventajas como, por ejemplo, el hecho de no tener unos horarios fijos y poder vivir donde quieras… Pero también tiene sus inconvenientes. Quizás el más importante es el hecho de que dejas de tener una estabilidad económica ya que es más complicado recibir unos ingresos fijos cada mes.

En el caso de plantearte trabajar como autónomo, te aconsejo que te revises la lista de ventajas e inconvenientes que he preparado para que tengas en mente todo lo que ello conlleva.

Las 6 principales ventajas de ser autónomo se pueden resumir en:

  • Libertad de horarios: puedes gestionar tus horas de trabajo diario.
  • Ser tu propio jefe: tú decides con quién trabajar y cómo hacerlo.
  • Trabajar de lo que quieres: eso hará que mantengas la ilusión y la pasión día tras día.
  • Ganar más dinero con tu esfuerzo: el trabajo extra lo compensarás ya que se suele facturar por horas (aunque presupuestes por proyecto).
  • Desgravar el IVA de los productos que compres relacionados con tu nueva actividad económica.
  • ¿Te asusta pensar en todo el papeleo? No te preocupes, existen gestorías que por poco dinero te van a llevar todos los trámites administrativos para que tú te puedas dedicar 100 % a lo que realmente amas.

Y los 6 inconvenientes a tener en cuenta a la hora de decidirte por el mundo freelance son:

  • Pagar cuota mensual fija: todos los meses deberás pagar la cuota de autónomo, independientemente de si hayas ingresado dinero o no, para cubrir la seguridad social.
  • Ser tu jefe a la vez que tienes tantos superiores como clientes: algunos clientes pueden exigirte plazos de entrega y horarios de trabajo determinados. Eso puede hacer que se te haga un cuesta arriba gestionar tu horario de trabajo. Es por ello que es más importante que nunca que sepas planificarte y optimizar tu tiempo.
  • Ausencia de ingresos fijos a final de mes: habrá meses que cobres más que la media y otros que quizás cobres menos. La clave está en saber gestionar tu dinero para que los meses con menores ingresos no tengas problemas al pagar las facturas.
  • Unos altos ingresos puede hacer que tengas que pasar a crear una sociedad SL o SA., con el aumento de impuestos que ello conlleva.
  • A nivel psicológico, se te puede llegar a hacer duro trabajar solo desde casa. Si te sucediera esto, tienes opciones como trasladar tu oficina a un coworking, por ejemplo, o ir a una biblioteca pública durante unas horas al día.
  • Menor beneficio en la Seguridad Social: en cuanto a paro, bajas, seguro médico, maternidad, jubilación, etc.

En la página web del Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE) encontrarás toda la información que necesitas sobre emprendedores y autónomos.

Trabajar de redactor digital: freelance VS por cuenta ajena
Trabajar solo desde casa se puede hacer duro a nivel psicológico.

Trabajar de redactor digital por cuenta ajena

Formar parte de una empresa, sea con contrato a tiempo parcial o completo, tampoco es un camino de rosas si bien es cierto que te da cierta estabilidad. Para mostrarte las ventajas y desventajas de esta modalidad, he hecho dos listas donde se resumen los puntos más relevantes a tener en cuenta (sí, también he puesto 6 ventajas y 6 inconvenientes para hacerlo equitativo).

Las 6 ventajas más importantes de trabajar por cuenta ajena son:

  • Te garantiza un salario estable y estabilidad laboral.
  • Comodidad y tranquilidad: no tendrás que luchar por encontrar trabajos para realizar. Siendo empleado simplemente deberás ceñirte al trabajo que te ordenan e irte a casa después de tu jornada laboral.
  • Trabajar en equipo.
  • Si te despiden, en España tendrás derecho a paro: un paro que habrás ido generando mientras trabajabas.
  • Vacaciones y pagas extras: según el convenio laboral por el que te rijas tendrás X días de vacaciones al año.
  • Bajas por fuerza mayor pagadas: si sufres un accidente, causas bajas por maternidad, tienes permiso por matrimonio, etc. seguirás cobrando durante ese tiempo.

Las 6 desventajas más relevantes de trabajar por cuenta ajena son:

  • Sueldo fijo a final de mes: a no ser que tengas unos incentivos.
  • Realizar el trabajo que te ordenen tus superiores: no tienes poder de decisión sobre cómo realizar el trabajo ni enfocarlo a tu manera.
  • Compartir equipo de trabajo con personas con las que quizás no te lleves bien.
  • Horario fijo que hay que respetar.
  • Trabajar más horas de las previstas si hay un pico de trabajo o si tienes que desplazarte/viajar.
  • Pedir permiso para cualquier gestión que necesites hacer en tu vida diaria: ir al médico, al banco, al colegio a una reunión, cogerte el día libre, etc.
Trabajar de redactor digital: freelance VS por cuenta ajena
Quizás elijas trabajar en una empresa porque te gusta formar parte de un equipo.

Si eres o quieres ser redactor digital, ¿qué prefieres? ¡Cuéntame los motivos en los comentarios!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.